944 063 154

Blog

Optimiza tu sitio web con nuestro servicio de WPO

Publicado enSEO en abril 17, 2019 10:00 am

A la hora de tener un sitio web no basta solo con centrarse en el diseño. Existen otros factores que son tan importantes como la parte estética de un sitio web; como por ejemplo las técnicas WPO. Estas son las siglas de Web Performance Optimization; una serie de ajustes a nivel técnico que mejoran la velocidad de carga de un sitio web; un factor fundamental para lograr un mejor posicionamiento SEO.

¿Qué es WPO?

Puesto que crear una página web es invertir en un negocio, tanto como si quieres una web presencial como si te decantas por una tienda online, es fundamental que además del diseño, contrates un buen alojamiento para el sitio web porque gran parte de las técnicas WPO requieren de modificaciones en el alojamiento. Con un servidor de calidad ya tendrás gran parte de ese trabajo hecho.

La optimización web es clave en cualquier sitio web ya que de ella depende, en gran medida, el posicionamiento orgánico de un proyecto. Está demostrado que cada vez somos menos pacientes y que si un sitio web no carga en unos segundos, lo abandonaremos. Y es que ir de una web a otra apenas requiere de esfuerzo, de ahí que los sitios web con una buena velocidad de carga reciban más visitas y la duración de las mismas sea mayor.

El servidor en WPO

  • Tipo de alojamiento. El rendimiento de un sitio web está directamente relacionado con el tipo de servidor en el que se encuentra. Una página web alojada en un servidor cloud contará con una mayor optimización que aquella que se encuentre en un hosting compartido, donde el comportamiento de las webs vecinas pueden afectar al rendimiento del sitio web.
  • Los discos del servidor. No se obtiene el mismo rendimiento con un servidor equipado con discos SSD que con uno que lleve otro tipo de discos. Esto se debe a que los discos SSD no contienen partes móviles, por lo que se gana en velocidad de arranque y lectura de los datos. Actualmente, los discos SSD proporcionan una mayor velocidad y rendimiento que cualquier otro.
  • Capacidad de memoria RAM. La memoria RAM influye directamente en los tiempos que tardan en ejecutarse los procesos. A mayor capacidad de RAM más cantidad de procesos podrán ejecutarse de forma simultánea y en un menor tiempo.
  • Reducir el número de peticiones del servidor. Cuantas más peticiones se realicen al servidor, menor será la capacidad de respuesta. Por ello es muy importante reducir la cantidad de peticiones HTTP que se hacen al servidor; algo que puedes hacer reduciendo el peso de los componentes y revisando el CSS y JavaScript de la web.

El rendimiento de la web

  • Cuánto pesa la página web. Lo recomendable es que el peso de la página web no pase de 1MB, aunque dependiento de las características del sitio web podemos tomarnos la licencia de tener una web algo más pesada. En cualquier caso, es conveniente procurar siempre que todos los archivos que la componen pesen lo mismo posible. El peso de la página afecta de forma directa en su velocidad de carga, de ahí que cuanto menos tarde en cargar mucho mejor.
  • Evitar las redirecciones. Si has cambiado de dominio o si no quieres que haya enlaces rotos, puedes redireccionar el contenido. Eso sí, ten en cuenta de que el uso de demasiadas redirecciones puede ralentizar la carga del sitio web; incluso crear bucles que lleven a sobrecargar la página web.
  • Optimizar el código. A medida que pasa el tiempo el código en el que están programados los proyectos avanza. Esto supone que algunas funciones desaparecen o que otras se hacen más cortas; por lo que es necesario optimizar el código de la web de vez en cuando. Así, puede eliminarse todo el código que ya no sea necesario.
  • Eliminar elementos no necesarios. Muchas veces se instalan nuevos componentes en el sitio web para aumentar sus funcionalidades; elementos que no se borran cuando ya no son necesarios. Por ello, eliminar todo aquello que ya no sea necesario, o incluso que esté desactivado, es una buena forma de reducir el peso de la web y avanzar en WPO.

¿Qué ofrecemos en Linube?

  • Últimas versiones estables. Apostamos por el uso de las últimas versiones estables para mejorar el rendimiento y la seguridad de los proyectos. Una forma de, además, optimizar el código de un sitio web al adaptarlo a la nueva sintaxis de los lenguajes de programación.
  • Servidores cloud con discos SSD. Contratando un servidor en nuestra plataforma en la nube podrás disfrutar de un aumento de la velocidad de carga de tu web. Además, si eliges un alojamiento con discos SSD los tiempos de carga de la web se reducirán aún más.
  • IPs nacionales. Si tu web se dirige a España, es fundamental que la IP sea española. Con cualquiera de nuestros alojamientos, tanto compartidos como servidores cloud, este factor de posicionamiento SEO está garantizado.
  • Expertos en WordPress y administración de sistemas. En Linube contamos con herramientas específicas para la optimización de webs en WordPress, además de para la realización de copias de seguridad. Teniendo en cuenta que la mayor parte de las técnicas WPO tienen que ver con cambios en el servidor, nuestro departamento de sistemas se encargará que tu web sea más rápida sin sacrificar en ningún momento su disponibilidad.
  • Certificados de seguridad SSL. Ya sean gratuitos como Let’s Encrypt o cualquiera los otros tipos de SSL, en función de las características del sitio, en Linube encontrarás el certificado más adecuado para tu web. Y es que Google valora de forma muy positiva que la web esté cifrada y recurra al protocolo HTTPS.

Webs que vuelan en las SERP

En proyectos para internet elegir lo barato, o incluso gratis, es un gran error. Aunque el precio pueda ser un factor fundamental en la decisión, si queremos obtener buenos resultados lo recomendable es elegir según la calidad del servicio. Y es que, como hemos podido comprobar, la velocidad del sitio web es fundamental si queremos conseguir un mejor posicionamiento SEO. Por ello, nuestra recomendación es no escatimar en cuanto a mejoras de rendimiento, como técnicas WPO, o en un servidor cloud de calidad.

Además, porque no todo es el alojamiento, ten en cuenta que una vez optimizada la página deberás seguir midiendo y analizando. De esta forma podrás encontrar nuevos aspectos a optimizar para que los resultados de tu sitio web sean cada vez mejores. Cuanto mayor sea la capacidad de respuesta del sitio web mayor será la visibilidad, a más tráfico al sitio y, en el caso de una tienda online, mayor conversión y ventas.

Los tiempos de carga de la web inciden de manera directa en la experiencia de usuario. Así, mejorar el rendimiento de tu sitio web hará que te ganes a quienes te visitan, además de ayudarte a conquistar a Google. Asimismo, mejorar reducir los tiempos de carga y el número de peticiones a un servidor también tiene una influencia ecológica. Al reducirse el consumo de energía, también se contamina menos.

Como puedes comprobar, con una web optimizada ganamos todos. Tú aumentas tus visitas, te ganarás el corazoncito de Google y, además, contribuirás a la reducción de la huella de carbono.