944 063 154

Blog

Los logs de accesos para entender mejor a tus usuarios

Publicado enSistemas TI en enero 17, 2018 10:00 am

Sin duda Google Analytics es la herramienta más utilizada para conocer el comportamiento de los visitantes. Pero, no es la única que existe para obtener este tipo de datos. Además, para obtener una visión más detallada, podemos complementar la información que proporciona la herramienta de Google con la información de los logs de accesos.

Los logs de accesos, o registros de acceso, son archivos de texto en los que se registran todas las acciones que tienen lugar en un servidor. Es decir, cada una de las peticiones que se realizan a nuestro servidor. Gracias a estos datos, es posible conocer aspectos como la popularidad de nuestro sitio web o su nivel de usabilidad. Pero, a decir verdad, no es habitual consultar los datos que se encuentran en los logs de accesos; o al menos no de manera frecuente. Es más, suele ser un archivo que sólo se consulta en situaciones de emergencia, por ejemplo, cuando ocurre algún error en la web. Ya que la información que contienen es fundamental para analizar errores de un programa o de un sistema.

Debido a la cantidad de información que contienen, los logs de accesos suelen ser archivos grandes y pesados. Unos ficheros que permiten conocer todo lo que ocurre dentro de nuestro sitio web. Desde el número de visitas que hemos recibido a si nuestra página web tiene un flujo de información normal. También si se están produciendo cuellos de botella.

Mucha más información desde los logs de accesos

En los logs de accesos puedes encontrar datos muy concretos de tus usuarios dentro de tu sitio web, como por ejemplo:

  • Duración de la sesión. El tiempo que un usuario ha estado navegando por las páginas que componen nuestro sitio web.
  • Fecha y hora de acceso. Cuándo y en qué momento ha accedido a nuestra página web.
  • IP visitante. El número de identificación del equipo desde el que ha accedido el usuario.
  • El tipo de operación que se le ha solicitado al servidor.
  • Cuál ha sido el código de respuesta del servidor a la solicitud del usuario.
  • Qué buscador se ha utilizado para acceder a nuestra página web, incluyendo los términos de búsqueda que se hayan empleado.
  • El sistema operativo que utiliza el usuario que ha visitado el sitio web.

A partir de esa información, podemos conocer el uso que los diferentes usuarios han hecho de nuestro sitio web. Cuántas y qué páginas de nuestra página web se han visitado y qué es lo que se ha hecho en cada una de ellas.

Es posible que no toda la información contenida en los logs de accesos nos sea de utilidad. Por ello, deberemos aprender a ‘limpiar’ todos los datos que no nos aportan nada y quedarnos solo con aquella información que sea válida para nuestro propósito. Manejar y, sobre todo, entender el contenido de los logs de accesos es indispensable para conocer mejor a nuestros usuarios y el comportamiento de nuestra página web.